Madrid, Dic. 14, 2014 AEST (ABN Newswire) - Un barrido de cuentas del CITIBANK , provoca que una mujer, que llevaba pagando más de 20 años su seguro médico ,se quede sin él y encima sea demandada por el Igualatorio médico Quirúrgico Colegial S.A de seguros.

El Igualatorio Médico Quirúrgico Colegial S.A de Seguros" , a pesar de que esta mujer llevaba pagando más de 20 años este seguro médico, sin hacer un intento de ponerse en contacto con ella para averiguar qué es lo que pudiera estar pasando, directamente la da de baja por impago y la demanda sin previo aviso por no pagar los recibos.

El propio CITIBANK confirma en un escrito a una de las hijas de la demandada, que hizo un barrido de cuentas canceladas dentro de los sistemas informáticos que se realizó en el verano de 2011 justo después del último pago que se hace al Igualatorio. Por tanto, y desde entonces, el motivo de devolución que se realiza y que así se informa al Banco Santander emisor de los recibos de la entidad aseguradora, en todas y cada una de ellas es Recibo No Domiciliado por Cuenta Cancelada.

La sucursal de CITIBANK indica en un escrito fechado el 4 de julio de 2014 que "Si llegamos a tener acceso a esa información, desde el primer recibo devuelto hubiéramos avisado a nuestra clienta, e incluso podríamos haber hecho la gestión directamente con el Banco Santander o el Igualatorio para que tramitaran la orden hacia la cuenta de la que se estaba cobrando desde el mes de enero de 2008".

El cúmulo de despropósitos ha hecho que esta mujer de avanzada edad, se encuentre en una situación de angustia y de indefensión.

No solo ha perdido su seguro médico privado, después de estar más de 20 años pagando, si no que ha sido demandada por el Igualatorio Médico Quirúrgico Colegial S.A de Seguros reclamándole dos recibos del 2011, si no que tras haberla dado de baja sin habérselo notificado de forma fidedigna, pretende reclamarla el año 2012.

Desconociendo por nuestra parte el escrito a la asegurada comunicando de forma fehaciente y dirigido a la dirección de la asegurada que figuraba en la póliza en el momento de los hechos, el impago de las primas, de haberse producido algún escrito, el cual salvo que parte contraria nos acredite el mismo, este nunca tuvo contenido, es decir, la carta estaba vacía y porqué digo esto, muy sencillo, nunca recibió nada esta asegurada con más de veinte años de vigencia de la póliza, y que , en la actualidad, cuando uno por motivos obvios necesita utilizar con más frecuencia estos servicios se encuentra en una situación por lo menos injusta, provocada e inducida por las responsabilidades de terceros y no de unos terceros cualquiera, si no por su propio banco, situación y realidad que no dejan de ser de difícil calificación y más aun sin asumir las responsabilidades que les correspondan a cada uno por tal grave error.

Para colmo, la denunciada ha tenido que incurrir en gastos extras, contratando un abogado para oponerse al proceso monitorio nº. 0000788/2014 que se ventiló en el juzgado de 1ª Instancia nº.3 de Santander.

Las hijas de la afectada han hecho una reclamación al CITIBANK quien ha contestado que en un plazo de 2 meses le dará una respuesta.

Se ha dirigido también una reclamación al Igualatorio Médico Quirúrgico Colegial S.A de Seguros y la familia está a la espera de su contestación.

Contacto:
Esmeralda Diaz-Aroca
@joniaconsulting

Empresas vinculadas

TusMedios
Citigroup Inc.      

ABN Newswire Número de visitas:  (Últimos 7 Días: 4) (Últimos 30 Días: 25) (Desde su Publicación: 1684) 
ANALYTICS: LOGIN HERE

NEWS: RECENT VISITS (25)